Durante la emergencia sanitaria, los patrones tienen la obligación de pagar el salario íntegro a los trabajadores y no existe fundamento para el despido, advirtió la Secretaria del Trabajo (STPS), Luisa María Alcalde, en un video conjunto con el subsecretario de prevención y promoción de la salud, Hugo López-Gatell.

«De a acuerdo a la Ley Federal del Trabajo y en el entendido que la autoridad sanitaria declaró emergencia sanitaria por causa de fuerza mayor, no hay fundamento legal para separar a los trabajadores o para dejar de pagar salarios, tampoco es aplicable el criterio del pago únicamente de salario mínimo.

«La obligación general debe ser pagar el salario íntegro en el entendido de que pudiesen existir circunstancias que los obliguen a llegar a ciertos acuerdos entre ambas partes», dijo la titular de Trabajo.

La funcionaria señaló que este es un momento clave y difícil sobre todo para aquellos comercios y negocios que viven al día.

«Es un momento clave para que todos actuemos con la solidaridad máxima y entendimiento mutuo», afirmó.