Una cámara de vigilancia grabó el momento preciso en que una mujer robó una carriola, pensando que es el crimen perfecto ya que nadie se había dado cuenta de su fechoría, pero olvido a su hijo dentro de la tienda.

Estos  hechos Middeltown, Nueva Jersey, donde dos mujeres entraron, una de ellas distrajo al vendedor mientras que oa otra se llevó la carriola.

Los encargados de la tienda expresaron que el robo no les sorprendió para nada, lo m´¿as preocupante fue dejar al menor solo e indefenso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here