La Secretaría de la Función Pública (SFP) inhabilitó por diez años a Alfredo Castillo, extitular de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade).

Derivado de la verificación de su evolución patrimonial, la SFP detectó que el funcionario durante el sexenio de Enrique Peña Nieto “faltó a la verdad” en sus declaraciones patrimoniales de 2014 a 2016.

Alfredo Castillo omitió declarar seis cuentas bancarias a su nombre y al de su cónyuge, en las que tenía más de 18 millones 300 mil pesos.

Ello constituyó una violación al artículo 8 de la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos.

Durante los próximos diez años el extitular de la Conade no podrá desempeñar empleos, cargos o comisiones en el servicio público.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here