• Más de 5 millones de vacunas contra el SARS- CoV-2 se encuentran inservibles debido a que están caducas o tuvieron algún problema en su manejo  
  • La gran mayoría de las dosis con caducidad vencida antes de su aplicación, corresponden a biológicos donados de AstraZeneca 3.4 millones y el resto corresponden a Sputnik V 

María Escalante García  

De acuerdo con información de la Secretaría de la Salud más de 5 millones de vacunas contra el SARS- CoV-2 se encuentran inservibles debido a que están caducas, tuvieron algún problema en su manejo o fueron afectadas por cuestiones climáticas, entre otras causas, algunos de los biológicos fueron recibidos como parte de donación de otros países y por lo general cuentan con una vida útil o caducidad corta, complicando aún más la operatividad y logística de la estrategia, señalaron las autoridades federales.  

Del total de vacunas recibidas se han aplicado 223.2 millones de dosis. Con ello se ha cumplido vacunar a “70 por ciento de su población, y reducir el número de hospitalizaciones y muertes ocasionadas por el virus SARS-CoV-2, lo que ha facilitado la reapertura económica y el regreso a las actividades normales”. 

“Como todo programa de vacunación y dada la complejidad logística que implica implementar la inmunización, algunos biológicos sufren accidentes de red de frío o se desperdician durante la jornada (por fallas eléctricas, errores humanos, desastres naturales) o cumplen su vida útil sin poder ser aplicadas a la población por falta de demanda o preferencias personales, entre otras causas”, señaló el comunicado de la Secretaría de Salud. 

Del total de vacunas recibidas, 79 por ciento, es decir 192.8 millones, corresponde a contratos bilaterales con cada una de las empresas farmacéuticas; nueve por ciento (20.8 millones) a donaciones recibidas por otros países, y 12 por ciento de la cooperación multilateral de Covax. 

La gran mayoría de las dosis con caducidad vencida antes de su aplicación, corresponden a vacunas donadas de AstraZeneca 3.4 millones (68% del total de vacunas caducadas en Birmex) y el resto corresponden a Sputnik V. 

La Secretaría de Salud indicó que, en el caso de las vacunas de Sputnik V, una razón adicional que complicó su aplicación, fue el retraso importante en la entrega específica del componente 2 por parte del laboratorio productor, lo que implicó que ante la incertidumbre de completar esquemas se retrasara el inicio de esquemas primarios de vacunación con el componente 1. 

La institución justificó que se caducaron las vacunas Sputnik V porque se complicó su aplicación y ese fue el retraso importante en la entrega específica del componente 2 por parte del laboratorio productor, lo que implicó que ante la incertidumbre de completar esquemas se retrasara el inicio de esquemas primarios de vacunación con el componente 1. 

La Secretaría de Salud destacó que la medida de inactivar las vacunas contra coronavirus con caducidad vencida no impactó en la disponibilidad del biológico para atender la demanda de la población en todo México. 

¿Otros países? 

La dependencia federal aseguró que esta situación no es exclusiva de México durante la vacunación contra SARS-CoV-2 ya que países como Estados Unidos, España, Alemania y Uruguay también han reportado la caducidad del biológico. “Este tipo de mermas son esperadas en cualquier proceso de vacunación y mermas menores del 5 por ciento están dentro de lo esperado”, sostuvo. 

La Secretaría de Salud puntualizó que Estados Unidos destruyó 82.1 millones de dosis entre diciembre de 2020 y mayo de 2022, lo que representa alrededor de 11% de las dosis distribuidas. El número total de las descartadas coincide con las estimaciones de salud pública para grandes campañas de vacunación que utilizan viales multidosis, según la calculadora de tasas de desperdicio de vacunas de la Organización Mundial de la Salud. 

La oficina Federal de Salud Pública de Suiza dio a conocer que 620 mil dosis de vacuna Moderna contra Covid-19 almacenadas en los centros de salud se encontraban caducadas, por lo que las Fuerzas Armadas acudieron a su recolección y destrucción. 

En el caso de México, la Norma Oficial Mexicana NOM-036-SSA2-2012 de Prevención y control de enfermedades. Aplicación de vacunas, toxoides, fabotérapicos (sueros) e inmunoglobulinas en el humano, establece que una vez concluida la vigencia de uso de todos los productos biológicos deben darse de baja, inactivarse y desecharse.