El COVID-19 podría causar una pérdida auditiva repentina y permanente, descubrieron expertos, y agregaron que estos problemas necesitan una detección temprana y un tratamiento urgente.

El descubrimiento se suma a los que ya se conocían sobre las afectaciones que provoca el coronavirus en el cuerpo humano, como problemas que van desde la pérdida del gusto y el olfato hasta daños en los órganos.

Ahora, los médicos corroboraron, a través de nuevas pruebas que el COVID-19 también podría afectar la audición.

En un artículo publicado en la revista BMJ Case Reports, los expertos del University College de Londres corroboraron del caso de un hombre de 45 años con asma que ingresó en cuidados intensivos con COVID-19.

El paciente fue ventilado y recibió medicamentos como Remdesivir y esteroides intravenosos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here