La ceremonia de entrega de los Premios Princesa de Asturias 2020, prevista para el próximo 16 de octubre en la ciudad de Oviedo, España, cambiará de ubicación y de formato para contar con un aforo “muy reducido”, sin que se garantice la presencia de todos los premiados debido a la crisis sanitaria del Covid-19.

La Fundación Princesa de Asturias ha avanzado este miércoles que la entrega se trasladará previsiblemente del Teatro Campoamor de Oviedo, donde tradicionalmente los reyes de España presiden la ceremonia ante unos mil 300 invitados, al Hotel de la Reconquista de la capital asturiana.

Además, ante la “variada y compleja situación en la que se encuentran los distintos países en los que residen los premiados”, la Fundación no les solicitará este año que viajen a Asturias para asistir a la ceremonia.

De esta forma, aquellos que expresen por iniciativa propia su intención de desplazarse y que residan en territorios cuyas restricciones para viajar lo permitan, podrán hacerlo si así lo desean, precisó la institución.

De acuerdo a una adenda al Reglamento de los premios aprobada por el Patronato en abril, dadas las excepcionales circunstancias provocadas por la pandemia todos las galardonados, asistan o no a la ceremonia, recibirán tanto la escultura -una reproducción de una escultura diseñada por Joan Miró- como la insignia, el diploma y la dotación económica de unos 58 mil 800 euros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here