Una jueza peruana admitió este miércoles a trámite una demanda de un abogado contra el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, al que reclama una indemnización de 300 mil dólares por haberle suspendido 30 días su cuenta en esta red social tras difundir información sin confirmar sobre COVID-19.

La magistrada Lila Fuentes, del Cuarto Juzgado Civil de la Corte Superior de Justicia de Piura, región del norte de Perú, citó al abogado demandante Juan Mejía y a Zuckerberg para una audiencia por teleconferencia a celebrarSE el 17 de junio de 2022 a través de la plataforma Google Meet, competencia directa de Facebook.

Mejía sostiene en su demanda que su derecho a la libertad de expresión fue vulnerado cuando Facebook le dejó sin poder interactuar durante un mes en esta red social por haber infringido sus normas, al compartir una noticia de polémico contenido y dudosa veracidad sobre el origen de la pandemia de COVID-19.

En la publicación del 13 de mayo de 2021 que dio origen a esta demanda, Mejía afirmaba que el coronavirus causante de la emergencia sanitaria de COVID-19 había sido creado en un laboratorio de China para dañar las economías del mundo y que este país debería responsabilizarse por las millones de muertes a nivel global.

Si bien las teorías de la conspiración han sido siempre rechazadas rotunda y tajantemente por el Gobierno chino, aún no hay datos concluyentes sobre el origen del coronavirus, y desde el 27 de mayo de 2021 Facebook dejó de vetar las publicaciones que atribuían el inicio de la pandemia a la mano humana en un laboratorio.