La variante delta representa ya el 83 por ciento de los casos secuenciados de COVID-19 en Estados Unidos, un “aumento drástico” en pocos días que coincide con un auge en las muertes por coronavirus de casi el 48 por ciento en la última semana en el país.

Las cifras las proporcionó este martes la directora de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, en inglés), Rochelle Walensky, durante una audiencia ante el comité de salud del Senado estadounidense.

El CDC calcula que la variante delta representa ahora el 83 por ciento de los casos secuenciados. Este es un aumento drástico respecto al 50 por ciento (registrado) la semana del 3 de julio”, alertó Walensky.

En las zonas del país donde las tasas de vacunación son menores, “el porcentaje” de casos de la variante delta, más contagiosa y detectada por primera vez en la India, “es todavía superior” a ese 83 por ciento, agregó.

La funcionaria recordó que, en esas zonas del país con menos vacunados, “los contagios y hospitalizaciones están volviendo a subir”, y en la última semana se ha registrado una media de 239 muertes al día, “un aumento de casi el 48 % respecto a la semana anterior”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here