Juan García-Heredia

A unos días de la entrada del invierno en México, el gigante tecnológico Royal Philips hizo algunas recomendaciones para procurar un mejor sueño durante esta temporada, entre ellas evitar los calefactores y moderar el consumo de bebidas alcohólicas.

Dio a conocer que en esta época del año son frecuentes los casos del Trastorno Afectivo Estacional, un tipo de depresión derivada de la falta de luz solar que predispone al desgano, falta de energía,  tristeza y  trastornos del sueño.

La empresa de origen holandés, líder en tecnología de salud y cuidado del sueño, expuso que “el exceso de alcohol no sólo afecta la calidad y profundidad del sueño, sino que contribuye al aumento de peso. Beber con moderación a la hora de los festejos es una medida adecuada para conservar el bien dormir”.

Respecto al control de la temperatura en las habitaciones, indicó: “Lo recomendable es usar varias piezas de ropa de cama, las cuales se van ajustando a conveniencia a fin de reducir los despertares debidos al frío. El uso de calefactores no es recomendable, ya que crea un ambiente seco y afectar la respiración, dificultando el sueño, principalmente en aquellas personas que padecen enfermedades respiratorias o apnea del sueño”.

Otra sugerencia para mejorar el sueño es “exponerse a la mayor cantidad de luz solar durante el día para ayudar a nuestro cuerpo a prepararse para el descanso durante la noche”.

Asimismo, “procurar hacer ejercicio o alguna actividad al aire libre durante el día ayudará a mejorar el estado de ánimo, exponernos al sol y regular el sueño”, indicó la compañía holandesa que el año pasado ofreció servicios en más de 100 países.

Otro punto es reducir o evitar las siestas. En caso de que alguien decida tomar una siesta, debe procurar que no dure más de 30 minutos. “Las bajas temperaturas pueden provocarnos ganas de dormir durante el día, al hacer esto podríamos encontrar dificultades para conciliar el sueño durante la noche”.

Royal Philips mencionó: “Cuando la luz natural es escasa solemos sentirnos más somnolientos a lo largo del día, y al momento del reposo nocturno nuestro cuerpo puede responder de forma inadecuada. Dormir bien en estas fechas es más importante que nunca, para no contraer resfriados ni depresiones que nos hagan pasar un invierno crudo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here