• También debe cuidarse a maestros y padres de familia: Joel Ayala
  • Llama a respetar las instrucciones del presidente López Obrador
  • El propósito común es evitar contagios en la pandemia de Covid

Juan García Heredia

El próximo retorno a clases presenciales de millones de estudiantes en México, debe ser con la debida protección de la salud de los alumnos, maestros y padres de familia, consideró el presidente de la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE), Joel Ayala Almeida.

De acuerdo con el dirigente, ante el retorno a las clases presenciales de millones de niños y adolescentes de todo el país en 15 días más, la FSTSE considera que el magisterio nacional habrá de desempeñarse con la debida protección sanitaria y con la perseverante instrucción del presidente Andrés Manuel López Obrador, «bajo los lineamientos y cuidados irrestrictos de la debida protección de la salud de alumnos, maestros y padres de familia».

Ayala Almeida le expresó al gremio de los trabajadores de la educación que encabeza Alfonso Cepeda Salas (secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, SNTE), su coincidencia en razón del regreso a clases presenciales con los protocolos señalados en la conferencia de prensa en Palacio Nacional, este jueves.

Joel Ayala hizo hincapié en estas acciones implementadas a través de la titular de la Secretaría de Educación Pública, Delfina Gómez Álvarez, «con lo que se da clara certidumbre para que el regreso a clases se efectúe de manera gradual y voluntaria, lo cual se expresa con claridad en el acuerdo sostenido por el SNTE para llevar a cabo la Jornada Nacional en Apoyo al Regreso Seguro a las Escuelas».

Ello conlleva a cumplir el objetivo de alta responsabilidad en un propósito común: Evitar contagios de la pandemia que hoy nos aflige y nos preocupa, puntualizó el líder de la FSTSE.

Agregó que “hay consistencia en esta medida que se une a tal evento masivo con una base sólida, contenida en el decreto emitido por la Secretaría de la Función Pública con fecha 30 de julio del presente año, en el cual se dan causes, indicadores para preservar la salud como se establece en el Seguro de Protección Sanitaria”.