El alcalde de Miguel Hidalgo, Mauricio Tabe, exigió a las autoridades de Gas Bienestar a retirar cuanto antes los tanques de gas que resguardan en lo que fue la Refinería 18 de Marzo, que se encuentra ubicada en los límites de la demarcación capitalina.

Solicitamos al Gobierno federal que atienda urgentemente este problema y establezca un plazo para el retiro inmediato y urgente de los tanques de gas que tantos dolores de cabeza le han provocado a nuestros vecinos”, argumentó.

El pasado 28 de noviembre de 2021, el edil capitalino dijo que entabló una conversación telefónica con el Director General de Gas Bienestar, Gustavo Álvarez Velázquez, en donde este último se comprometió a dar una fecha límite para la permanencia de estos tanques.

En la misma llamada, el funcionario federal se comprometió a informar a las y los vecinos de la zona sobre el plan de acción para llevar a cabo el desalojo y sobre todo responder las dudas de la ciudadanía sobre el posible peligro que conlleva la permanencia de los tanques.

Tabe lamentó que a la fecha ninguno de estos dos acuerdos se hayan concretado, pues los residentes del lugar han denunciado temor a una explosión e incluso afectaciones en su salud debido al fuerte olor a gas que emana de la ex Refinería, el cual se intensifica por las noches cuando inician las labores de manejo de estos cilindros.