La explosión en el hotel Saratoga de La Habana ha provocado al menos 34 muertos, luego de que se encontraran entre los escombros en las últimas horas los restos de otras cuatro personas, informaron este lunes medios oficiales de la isla.

Los cuerpos sin vida recién rescatados de las ruinas del Saratoga -que, según ha señalado el Gobierno, estalló tras un escape de gas- pertenecen a trabajadores de la instalación hotelera, según informó Javier Martínez Díaz, miembro del Buró del Partido Comunista de Cuba (PCC, único legal) en la provincia La Habana, citado por la web oficial Cubadebate.

Según familiares de los desaparecidos, se estima que aún estén aprisionados bajo los escombros entre 12 y 13 personas, cifra que se podrá precisar en la medida que avance la excavación, explicó el funcionario.

Las brigadas de bomberos y rescatistas continúan los trabajos ininterrumpidamente para retirar los escombros y así poder llegar al doble sótano de la edificación, donde se cree que puedan estar una docena de personas atrapadas.

El derrumbe de los suelos de la planta baja y el primer piso del hotel sobre el sótano dificultan las tareas y la maquinaria pesada ha enfrentado muchas dificultades para realizar las operaciones, por el riesgo de golpear la inestable estructura del edificio.