El Presidente de Bolivia, Evo Morales, quien cumple este sábado 60 años, defendió su victoria en los pasados comicios presidenciales y dijo que si se demostraba un fraude llamaría a nueva votación.

«Si hay fraude, al día siguiente convocamos a la segunda vuelta», dijo el Mandatario, según reporta el diario El Deber.

«No ocultamos, no mentimos, menos pensar en fraude, y tampoco presentan pruebas, se contratan un experto, sale otro, responde a toda la mentira, todo es mentira y mentira».

 Morales invitó también a los cancilleres de Argentina, Brasil, Colombia y Estados Unidos a visitar el país para hacer una auditoría de los votos en los comicios generales.

En un acto en la ciudad central de Cochabamba, realizó esta invitación a raíz de una «duda» que tienen los cancilleres de esos países sobre la transparencia de las elecciones del pasado domingo 20 de octubre.