Víctor Hugo Islas Suárez 

A finales del siglo pasado cuando la televisión apareció, muchos creían que el cine y la radio podrían desaparecer, por una parte un medio audiovisual en casa era sumamente atractivo, las estrellas de una época de oro en decadencia decidieron mudarse a la Tv para apadrinar esta nueva industria y comenzar una nueva era que se convirtió en un gran referente para nuestro país, las telenovelas, las mismas que habían tenido como antecesora a las radionovelas, un género muy bien aceptado por las familias mexicanas quienes se reunían cada noche para escuchar un nuevo capítulo con voces e historias magistrales que lograban ganar la atención de todos sus radioescuchas. 

La televisión tenía una gran ventaja frente a estos dos medios, por una parte la posibilidad de adquirir un aparato receptor fue aumentando y segunda, que las producciones realizadas eran muy atractivas y rompían el paradigma de lo que en su momento era el entretenimiento, ante este panorama muchos hablaron sobre el fin del cine y la radio pero, hoy a más de 60 años de estos comentarios, el cine se ha reinventado tecnológicamente ofreciendo no solo un nuevo formato en sus salas, sino también en la manera de hacer tanto historias como los recursos visuales para poder llevarlas a la vida, la radio ha ido un poquito más lento, pero sin duda ha ganado un lugar en los hábitos de consumo de información de los mexicanos siendo una excelente compañera para el tráfico o para mantenerse informado.  

El anuncio de la llegada de Paramount +, Apple Tv+, Disney Plus no solo amenazan el reino que actualmente gobiernan Netflix y YouTube, sino también el futuro de la Tv abierta pensando en las generaciones más jóvenes quienes, al romper la inercia del consumo generacional que en su momento fue la fórmula mercadológica de las empresas televisivas mexicanas que construían la dinámica de crear el hábito de mirar por ejemplo, una telenovela del canal 2, con una fórmula que comenzaba con las telenovelas infantiles de las 4 para pasar a las juveniles de las 6 para llegar finalmente al horario estelar de las 9, una cadena que fue recorrida por muchas generaciones que siguieron este camino comenzando desde niños y convirtiéndose en fieles televidentes en su edad adulta. 

Hoy los jóvenes no son dependientes a la Tv Abierta como lo fueron sus padres, y con la aparición de estas nuevas ofertas, pareciera que a la Tv abierta no le quedan más recursos para pelear pero en realidad esto no es así, las enormes fortalezas que tiene la Tv abierta frente a estos medios digitales son sin duda el que la televisión es gratuita, mientras que el tema en los medios on line es pensar en la contratación de un servicio de internet para posteriormente decidir sobre los costos de cada una de estas plataformas que me interesaría contratar, harán con el tiempo sin duda un asunto de pensar para los consumidores las alternativas de contenido que le gustará adquirir. ¡Mientras tanto la tv abierta continúa siendo gratuita!, una segunda fortaleza es el alcance que se tiene, mientras que la señal de internet aún tiene algunas lagunas en cuanto a su recepción, la Tv sigue cubriendo territorialmente una gran parte de nuestro territorio. 

Sumado a esto podemos agregar como tercera fortaleza, los usos que la Tv sigue teniendo, como muestra, el mirar un evento en vivo, por ejemplo, tras el sismo del 19 de septiembre en México, las personas acudieron a la Tv como un medio principal para informarse de lo que sucedía, campeonatos mundiales de fútbol siguen mirándose por Tv y más en las etapas finales, las acciones en vivo siguen siendo una gran fortaleza para la Tv actual. 

¿Qué es lo que necesita la televisión entonces para no solo mantenerse sino recuperar terreno en la cuestión de ingresos? la respuesta la podemos observar en lo que el cine realizó, reinventarse y evolucionar, no se trata de que la Tv copie las fórmulas de producción que utilizan los medios digitales como es el tema de las series o la evolución de la telenovela a serie-novela que es lo que actualmente se realiza probando una fórmula comprobada, pero “adaptada” a un lenguaje de Tv Abierta (con comerciales). La Tv debe evolucionar dentro de sus propios alcances, en su propio lenguaje respetando las fortalezas que hasta el momento le siguen resultando frente a la oferta on line. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here