Las autoridades de República Dominicana desarticularon una red a la que acusa de organizar el viaje de tres de los seis dominicanos que murieron en el accidente del 9 de diciembre de un tráiler que transportaba migrantes en México.

Por el caso fueron detenidas cinco personas, todas identificadas, para las que el Ministerio Público solicitará una medida de coerción de 18 meses de prisión en las próximas horas, de acuerdo con un comunicado de la Procuraduría General de la República.

Los arrestos se produjeron en la provincia San Pedro de Macorís y en el municipio de Baní, de donde era una buena parte de los dominicanos accidentados en México.

Las investigaciones arrojan que esta red “se dedicaba a traficar personas desde Santo Domingo hacia Estados Unidos, a través de países como Guatemala, Panamá y México, por los cuales transportaba a los indocumentados en tráileres”, agregó la nota.

La banda, según la información, cobraban hasta 20 mil dólares por persona, “por lo que lograron acumular suntuosas propiedades, incluyendo vehículos de alta gama”.