Gustavo de Hoyos Walther, presidente de la Coparmex

El sector patronal propuso que el Gobierno gaste 96 mil millones de pesos al mes en el pago de un salario solidario a los trabajadores y así preservar las fuentes de empleo.

Según cálculos de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), este salario beneficiaría a 20.6 millones de trabajadores y sería aportado tanto por el gobierno como por el sector empresarial.

El salario solidario sería igual o menor al que perciben actualmente los trabajadores.

Por ejemplo, un empleo donde se pague un salario mínimo ascendería a 3 mil 748 pesos mensuales, para lo cual, el Gobierno aportaría mil 784 pesos y el empleador la misma cifra, de tal forma que el salario sería el mismo para el trabajador.

Pero para los salarios de más de 3 salarios mínimos, el pago sería parcial.