La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), a través de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), permitirá a los bancos y otros intermediarios financieros reestructurar créditos ante la pandemia de COVID-19.

Dado que la pandemia de coronavirus se ha extendido, la SHCP acordó aplicar nuevas medidas para abonar a la economía de las personas y empresas que lo requieran.

Se trata de un paquete con cuatro medidas regulatorias para aminorar los compromisos crediticios y proteger el patrimonio de las personas afectadas, al disminuir las mensualidades a pagar mediante reducciones de tasas de interés o extensiones de los plazos.

«Estas medidas beneficiarían a las diversas modalidades de créditos al consumo, hipotecarios, a las empresas y otros”, señaló Hacienda.

La intención, señaló la dependencia, es promover restructuras de los créditos para que las instituciones financieras ajusten los esquemas de pago a la nueva realidad de las economías de los acreditados y sus familias.