Unos mil 500 migrantes de la caravana llegaron al Puente Internacional Rodolfo Robles, en la frontera con Guatemala, donde presionaron la valla de elementos de la Guardia Nacional para intentar cruzar a México.

Algunos centroamericanos ingresaron al País, pero autoridades rociaron gas a los migrantes, con lo que lograron contenerlos y cerrar las dos rejas de acceso.

Los migrantes que lograron cruzar al territorio mexicano fueron detenidos metros más adelante.

Decenas de elementos de la Guardia Nacional resguardan el acceso al País.

Agentes del Instituto Nacional de Migración expusieron a los extranjeros que deberán sujetarse a las leyes mexicanas para su ingreso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here