Pedro Flores  

La  iniciativa que se enviará a la Cámara de Diputados, para que la Guardia Nacional, ese órgano que algunos calificaron como “Frankenstein”, pase en forma oficial al Ejército, sólo demuestra que con el actual  mandatario, México se ha convertido en un país de contradicciones y de falsas promesas de campaña, ya que  alguien que el Ejército debería volver a sus cuarteles y ahora  son los “mil usos “ y calificó de “perverso” en febrero de 2013 que  el entonces presidente Peña Nieto utilizara a estos elementos  para atender la inseguridad pública, lo que hace en la actualidad a México un país, perverso.  

Dicha iniciativa sólo será un requisito formal, porque el titular de la Sedena, el general Luis Crescencio Sandoval, el Ejército asumió en control operativo de la Guardia Nacional desde octubre de 2020. Cabe hacer notar que el pasado 11 de mayo, se publicó un decreto por el que se dotó al Ejército y la Marina de atribuciones extraordinarias de seguridad pública, para que actúen en respaldo de la Guardia Nacional hasta el 27 de marzo de 2024, pero las actividades de este último organismo han sido totalmente nulas.  

Por orden del jefe supremo de las Fuerzas Armadas, el Ejército y la Marina han asumido tareas que durante toda nuestra historia estaban operadas por civiles, como es el caso del  control de las aduanas y varias obras de infraestructura como el aeropuerto Felipe Ángeles o el Tren Maya y ahora con el brazo armado de la Guardia Nacional dependiendo de la Sedena según se cree hará frente al problema de inseguridad lo real es que  estamos cayendo en un Estado militarizado, que está a ojos vistos, aunque  AMLO en su mundo de contradicciones lo niegue.  

Algo debe de haber atrás de todo esto y alguien quiere quedar bien con las Fuerzas Armadas, que siempre han tenido una excelente imagen y reputación en el país y entre las contradicciones  más recientes en torno a los de verde olivo están las declaraciones de AMLO tras la detención del general Salvador Cienfuegos, secretario de la Defensa Nacional durante el gobierno de Enrique Peña Nieto,  López Obrador señaló que:  “el solo señalamiento de funcionarios implicaría el retiro de sus cargos, aun sin que concluyan las investigaciones”. Un día después, luego de que la noticia conmocionó al Ejército, el Ejecutivo federal matizó su postura de «limpiar» de todos los excolaboradores de Cienfuegos que sean «señalados”; dijo que: “no se puede calificar a toda la institución por la conducta de un general. No es justo culpar a toda la oficialidad del Ejército, de estar involucrada en este caso».  

El señor presidente está feliz, feliz, feliz, después de las elecciones y en sus “mañaneras”  se jacta de la buena relación que hay con Estados Unidos, pero no habla sobre el porqué arribaron al país, el encargado de seguridad nacional, el director de la CIA y la vicepresidenta de Estados Unidos y alaba que el vecino país del norte regale vacunas, que irán principalmente a la zona fronteriza del país, ahí en donde  el jefe del Comando Norte de Estados Unidos, el general Glen VanHerck, estimó que los cárteles del crimen organizado transnacional operan en alrededor del 30 al 35 por ciento del territorio mexicano, «en áreas que son con frecuencia ingobernables», causando muchos de los problemas que está enfrentando la Unión Americana en la frontera con México.  

Entre las grandes contradicciones esta lo relacionado a las remesas enviadas a México desde EU, en marzo de 2016 (sexenio de Peña Nieto), López Obrador condenaba que la economía nacional estaba tan mal que muchas regiones del país solo sobrevivían a base de las remesas que enviaban a México los connacionales en el extranjero. Pero en este 2021, ante la crisis económica que causó el azote de la pandemia del nuevo coronavirus en el país, AMLO cambió el discurso. Ahora considera “un milagro social” y una “extraordinaria fraternidad del pueblo mexicano”, el envío y repunte de los ingresos que envían los mexicanos de EU, claro ya no ve como un fracaso gubernamental tener una dependencia tan grande a las remesas.  

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here