Bernardo López

De qué tamaño fue el impacto de la muerte de Akira Toriyama -creador de Dragon Ball- que hasta el gobierno de China mandó condolencias a la familia del artista, inventor de decenas de personajes, plasmados en los populares Mangas -historietas- en Japón.

El China Daily publicó en la red social X -antes Twitter- que “China se encuentra profundamente consternada por la muerte del artista Akira Toriyama, cuyo trabajo es muy popular en China, y extiende condolencias a su familia”.

Además, la vocera de Relaciones Exteriores del país asiático, Mao Ning, hizo votos porque más personas populares en Japón se comprometan por un mayor intercambio cultural para la promoción de la amistad entre las dos naciones.

El popular mangaka falleció el 1 de marzo del 2024, sin embargo, la empresa Bird Studio, creada por Toriyama, anunció el viernes 8 el deceso del dibujante -de 68 años-, provocado por un hematoma subdural -una acumulación de sangre entre la cubierta del cerebro y la superficie del órgano.

Bird Studio también manifestó su consternación debido a que había varios trabajos del artista que se quedaron a la mitad de ser concluidos, además que tenía muchos planes por desarrollar, a pesar de eso, “Toriyama dejó un legado de Mangas y trabajos de arte a la humanidad”, destacó.

La empresa también agradeció por el apoyo mundial, que gracias a éste, el artista pudo continuar con su trabajo por más de 45 años, “esperamos que el universo que creó Akira Toriyama permanezca en el corazón de las personas por mucho tiempo”.

El funeral será sólo para su familia y unos cuantos parientes, igualmente, siguiendo sus deseos, se informó de manera respetuosa que no se recibirían arreglos florales, presentes de condolencias, visitas, ofrecimientos u otros, así mismo, desistir de solicitar entrevistas a los familiares.

Akira Toriyama nació en Nagoya, en la prefectura de Aichi, en 1955. Inició sus trabajos con Wonder Island -La Isla Maravillosa- en 1978, sin embargo, con la serie Dr. Slump, en 1980, comenzó su popularidad, que le permitió obtener el Shogakukan Manga Award, la mayor premiación de historietas en Japón.

La leyenda comenzó cuando publicó Dragon Ball en 1984, de manera semanal en Shonen Jump y que alcanzó reconocimiento global mediante traducciones y publicaciones. Posteriormente, la franquicia se expandió al anime, que derivó en series de televisión y OVAs, así como videojuegos y todo tipo de mercancías promocionales. También participó en la saga Dragon Quest.

Quien no recuerda cuando se transmitió por primera vez la transformación de Goku en Super Saiyajin, en la saga Dragon Ball Z. A mi parecer fue de los momentos más emocionantes de la saga. Esperemos que alguno de los discípulos de Toriyama pueda imprimirle el toque a los pendientes que legó el magaka.