Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, aseguró que su Administración no interviene en asuntos como el litigio entre la Fiscalía General de la República (FGR) y los abogados vinculados con Julio Scherer, exconsejero jurídico de Presidencia de la República.

En la conferencia matutina llevado a cabo en Palacio Nacional, López Obrador señaló que solo se interviene cuando es un “asunto muy grave“.

En cuanto a lo del litigio, la verdad es que nosotros no intervenimos en estos asuntos, tiene que ver con ministerios públicos, con jueces y hasta ahí nos quedamos, solo cuando se trata de un asunto muy grave entonces si participamos, pero hay muchísimos pleitos, querellas, denuncias de todo tipo, aquí me pasaría todo un día hablándoles de los pleitos judiciales, por ejemplo de las herencias”, refirió.

El mandatario mexicano refirió que este tipo de casos no desgastan las figuras del fiscal Alejandro Gerz Manero y la FGR.

No, no, no, no, no para nada. Hay desgaste cuando no se actúa bien, cuando hay corrupción, desde luego impunidad, nosotros tenemos que buscar eso, desterrar la corrupción y acabar con la impunidad.