La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) deberá informar el número de militares en servicio y civiles lesionados o muertos en acontecimientos donde se hizo uso de armas de fuego.

Lo anterior, por instrucciones del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI).

Un particular solicitó el número de militares y civiles lesionados o muertos por arma de fuego de enero a noviembre de 2018, información que la Sedena entregó pero sin especificar el sexo de las víctimas.

Inconforme con la respuesta el solicitante recurrió al Inai, caso atraído por la ponencia de la comisionada presidenta Blanca Lilia Ibarra.

El Pleno del INAI determinó que la Sedena debe contar con la información completa solicitada ya que la Ley Nacional sobre el Uso de la Fuerza prevé la obligación de presentar informes públicos anuales de sus actividades, que deben contener el número de personas muertas, desglosado por sexo.