La Suprema Corte de Justicia perfila impedir que los estados cobren impuestos locales a los casinos.

La Ministra Yasmín Esquivel propuso a sus colegas de la Segunda Sala fallar contra ese impuesto que se creó en Nuevo León en 2017, y que en los últimos años fue adoptado por múltiples entidades, incluida la Ciudad de México, donde entró en vigor en 2020.

Actualmente Nuevo León cobra a los clientes 10 por ciento del monto de sus apuestas, y a los casinos, 6 por ciento sobre valor total de apuestas recibidas, por lo que en su Ley de Ingresos 2020, espera recaudar 520 millones de pesos por el primer impuesto, y 98 millones por el segundo; ambos equivalen al 5.5 por ciento del ingreso previsto por impuestos locales.

Además de que las empresas ya no tendrían que cobrar el 10 por ciento a sus clientes, ni pagar el 6 por ciento que les corresponde a ellas, el Gobierno de Nuevo León tendría que devolverles lo que pagaron por este último impuesto desde 2017, con intereses.

La Ciudad de México solo cobra el 10 por ciento a los apostadores, y en 2020 espera obtener 431.8 millones de pesos, equivalentes al 0.7 por ciento de su ingreso por impuestos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here