Para ello se precisa aumento en protección social de 12.8% respecto a 2021; inversión física (con un incremento de 17.7% real respecto a 2021), y en el gasto federalizado, (con un aumento de 4.7% real respecto a 2021). 

En 2022 se pronostica un PIB de 4.1%. El precio de la mezcla mexicana de exportación es de 55.1 dpb.
Se prevé una inflación anual de 3.4%. Se rompe la base de 3.0% de Banxico.
Tasa de interés promedio de 5%, 1 punto abajo de lo que prevé Banxico
Un tipo de cambio promedio de 20.3 pesos por dólar.

Para ello es importante mejorar la inversión fija bruta que en junio se redujo en 1.8%. Consumo privado, cayó 0.8%; la confianza del consumidor una disminución de 1.2 puntos.
Ello afectara la recaudación en ISR, IVA, IEPS e IGI, impuestos relevantes para captar el ingreso tributario no petrolero programado que representa el 60% del ingreso total para 2022.»