Sobre el préstamo de mil millones de dólares obtenido al Banco Mundial, el presidente Andrés Manuel López Obrador dejó en claro que solo “es una operación de rutina” y que fue solicitado desde 2019.

En la conferencia matutina de este lunes, López Obrador volvió a recalcar que no aumentará la deuda en términos reales y que se seguirán implementando medidas de austeridad en su administración.

“Lo del crédito es una operación de rutina, es algo que se solicitó desde el año pasado como parte del manejo de las finanzas. Seguimos sosteniendo que no va a aumentar la deuda en términos reales, no la aumentamos el año pasado y este año queremos que no aumente en relación al PIB”, refirió.

“Estamos tomando algunas medidas sobre todo de austeridad. Estamos eficientando la administración, estamos considerando que vamos a ahorrar alrededor de 500 mil millones de pesos, esto porque Hacienda va a concentrar fondos de los fideicomisos, al mismo tiempo vamos a destinar el presupuesto a lo básico, inclusive va a aumentar el presupuesto destinado al pueblo de 50 mil millones de pesos de lo que ya está autorizado”, externó.

“Todo eso nos va a permitir contar con recursos suficientes para que no aumente la deuda, vamos a hacer todo un esfuerzo, estamos enfrentando la caída en la economía por los efectos del coronavirus”, dijo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here