Aunque terrible es comprenderlo,

la vida se hace en borrador,

y no nos es dado corregir sus páginas.

Ernesto Sábato

Arturo Suárez Ramírez / @arturosuarez

Estimado lector, gracias. Me cuentan que en Palacio Nacional están muy preocupados por lo sucedido en la Línea 12 del Metro, pero no nos confundamos, no se trata de las víctimas, ni de cómo ayudarlas para pasar este trago amargo de quienes perdieron un ser querido, tampoco de los heridos, se trata de la imagen del presidente y de la jefa de Gobierno, de la campaña política para conservar la mayoría en el Congreso, ellos saben que este es un factor que no esperaban y  todavía no se puede calcular el daño para su proyecto.

Esta puede ser la coyuntura que esperaban, con todo el dolor y lo mezquino que eso resulta, para bajarle puntos a los morenos, así como ellos politizaron el uso de las vacunas, claro que se rasgaron las vestiduras, pero ahí están los testimonios, bueno hasta spots de radio y televisión con el mensaje de que habrían dado recursos del partido para la compra de vacunas contra el Covid-19, al principio y al final dinero público, no de sus bolsillos, una mentira más.

La frivolidad de los políticos es incorregible, el ejemplo de la búsqueda de reflectores en plena crisis del Metro son los panistas Andrés Ataide, Christian Von, Federico Döring, Héctor Barrera y Diego Garrido, quienes se presentaron en la zona del siniestro para hacer una denuncia, obviamente era para la fotografía, para dejarse ante la ciudadanía que elegirá Congreso de la CDMX en junio próximo, unos y otros carentes de escrúpulos y de sentido común.

En estos días se ha incrementado el ir y venir de funcionarios cercanos a la jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum, se está trabajando en una estrategia de control de daños, quieren administrar la crisis para que no salgan más raspados de lo que ya están. El gesto de rigor que presenta Sheinbaum no es para menos, ella sabe que es el punto de quiebre para su futuro del 2024, por eso está limitando sus respuestas, por eso no dejan que Florencia Serranía salga ante los reporteros, se va a tener que ir, se le está convirtiendo en un lastre.

En el otro frente, con Marcelo la cosa está que arde para el super canciller, el que compra pipas para Pemex, busca vacunas, firma contratos, se codea con Joe Biden, ese funcionario que tanto brilla ante los grises y sumisos del gabinete, se dice dispuesto para ponerse ante la autoridad. ¿Esas fiscalías que comen de la mano del tabasqueño?

El más beneficiado en toda esta historia de dolor para las víctimas y familiares, es Ricardo Monreal, insisto, la coyuntura le da un elemento más para jugar rumbo al 2024, el zacatecano ha sido obediente y sumiso con López Obrador, sabe que con la llegada de Dolores Padierna a la alcaldía Cuauhtémoc, tiene los dos pies fuera de su premio de consolación que sería la candidatura para el Gobierno de la CDMX, así que le puede hablar al oído a López… así las cosas en medio de la tragedia… pero mejor ahí la dejamos.

Entre Palabras

En desayuno con la Academia Nacional de Periodistas de Radio y Televisión, Gabriel Quadri nos comentó que las cosas hay que llamarlas por su nombre, cuando se concentra todo el poder en un solo hombre se llama dictadura.

Escríbeme tus comentarios al correo suartu@gmail.com y sígueme en la cuenta de Instagram en @arturosuarez_.

Hasta la próxima.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here