• La batalla legal sigue; van nueve amparos contra esa disposición 
  • Organizaciones convocan a vapeadores a interponer más recursos 

Juan García Heredia 

Autoridades judiciales otorgaron un noveno amparo contra el decreto presidencial del pasado 19 de febrero que prohíbe la importación a México de vaporizadores o cigarros electrónicos. Tal recurso se concedió a pesar de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) determinó el 25 de noviembre de 2020 que la cadena Sanborns no puede comercializar tales dispositivos. 

Lo anterior es según datos de la organización México Libertario (MxLIB), la cual efectuó un foro virtual donde el presidente de México y el Mundo Vapeando, Juan José Cirión Lee, afirmó que la batalla legal para defender las libertades individuales de los ciudadanos en materia de vapeo sigue firme, pues enfatizó que la resolución de la SCJN sólo tiene efecto sobre la cadena Sanborns y para nada tiene un criterio general. 

“Con la resolución de la Suprema Corte (con respecto a Sanborns) se llegó a decir que era como ponerle el último clavo al ataúd del vapeo en México, pero eso no es así; por lo que nosotros proponemos a los interesados, a organizar estrategias jurídicas con el objetivo de presentar amparos para que los usuarios estén en la posibilidad de ejercer sus derechos; entonces vamos creando un conjunto de amparos para tener un punto de partida para que las decisiones vayan en línea con respecto a las libertadas individuales”, aseveró el especialista. 

Luego del informe sobre la concesión de un noveno amparo a favor de los vapeadores o cigarros electrónicos, MxLIB reveló que diversas organizaciones civiles a favor del vapeo, convocaron a todos aquellos interesados, particularmente para quienes utilizan vaporizadores para dejar el tabaquismo, a que sigan interponiendo sus amparos en contra del decreto presidencial, pues ya suman nueve recursos otorgados al respecto y de los cuales uno fue otorgado precisamente después de la resolución de la SCJN de finales del mes pasado. 

El 19 de febrero (de 2020) se emitió un decreto presidencial para prohibir la importación de los dispositivos, ante lo cual se han solicitado más de 300 amparos por parte de personas morales y físicas, de los cuales nueve ya fueron otorgados, uno de ellos fue concedido después de la resolución otorgada por la SCJN en donde prohibió a Sanborns vender vaporizadores, detalló Cirión Lee. 

Así pues, aseguró que continúa el proceso legal de parte de los usuarios de cigarros electrónicos para defender sus garantías y derechos individuales y poder adquirir e importar aquellos dispositivos electrónicos, los cuales han demostrado científicamente funcionar como herramientas para abandonar el consumo de tabaco, tal como lo aplica el gobierno del Reino Unido, el cual ha incorporado a los vaporizadores dentro de su política pública para combatir el tabaquismo, en virtud de que generan 95 por ciento menos daños que los cigarros convencionales. 

Según informes, en dicho foro denominado Vapeo: Salud, derecho y libertad, también participó María José Salinas, de la organización “Yo sí creo que en el vapeo”, quien destacó la necesidad de difundir datos científicos para revertir los dogmas y la desinformación que prevalece sobre el tema y que ha obstaculizado, precisamente, avanzar en una regulación en la materia. 

Asimismo, el dirigente de Pro Vapeo México, Roberto Sussman, destacó experiencias y casos de éxito a nivel internacional en el uso de los vaporizadores, como Francia, donde se facilita el acceso de estos dispositivos para todos aquellos que desean abandonar el consumo del tabaco.