Los mexicanos Amalia Pérez y Jesús Hernández obtuvieron preseas de oro en halterofilia y natación respectivamente durante su participación en los Juegos Paralímpicos de Tokio.

Amalia Pérez obtuvo en Tokio su cuarto oro paralímpico en halterofilia, lo que agranda la leyenda de una de las mejores paratletas de la historia y supone, según ella, la más valiosa de sus preseas logradas hasta la fecha.

Pérez, afrontaba en la capital nipona su sexta participación en unos Juegos y, al igual que en las tres anteriores, se lleva una medalla de oro de regreso a casa.

“Esta es mi sexta medalla, y mi cuarto oro, pero como estos Juegos eran los que más deseaba de todos, la pondré en primer lugar”, dijo una exultante Pérez al término de la final celebrada en el Foro Internacional de Tokio.

La haltera y abanderada de México en estos Juegos compitió en la categoría de hasta 61 kilos, y levantó 131 kg en su mejor intento, el último, con el que logró obtener el primer puesto.