Gladiadores de la lucha libre mexicana se unieron para lanzar un proyecto en busca de regulación y derechos para su gremio, en un momento de especial dificultad debido a la todavía latente pandemia de coronavirus, explicaron.

“En este momento, después del impacto de la pandemia, que evidenció todas las carencias que tenía este gremio es urgente reaccionar para que algo así no vuelva a suceder”, dijo Sofía Alonso, una figura reconocida en el mundo de la lucha libre y descendiente del fundador de la lucha libre mexicana Salvador Lutteroth González.

En una conferencia de prensa en Ciudad de México, Sofía Alonso y varios luchadores como Lady Apache, Mini Rey Misterio, Villano V Junior, Quimera o Rokambole Junior compartieron el nacimiento de un proyecto que, aunque todavía tiene muchos cabos por atar, buscará unir a todos los luchadores y trabajadores del gremio para lograr que empresas y autoridades les garanticen acceso a sus derechos como trabajadores.

“Lo que urge para mí es la cuestión de salud, el cuidado de sus cuerpos, que tengan acceso a un médico, a paramédicos, a una ambulancia y a rehabilitación constante porque esto hace que a largo plazo puedan tener un retiro digno y tener en su vejez salud que les permita tener una vida normal“, contó Alonso, quien también tuvo el cargo de directora comercial durante tres años en el Consejo Mundial de Lucha Libre (CMLL).

Uno de los luchadores, Villano V Junior, coincidió con ella y destacó que no tienen cubiertos ni siquiera lo que otros trabajadores en tema de salud a pesar de que ellos corren más riesgos.