El presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, quien anunció esta semana que había contraído COVID-19, fue hospitalizado, si bien sigue trabajando desde su habitación y solo tiene síntomas leves, dijo su portavoz, Julia Mendel.

Además de Zelenski fue ingresado en un hospital el jefe de su oficina, Andréi Yermak, según adelantó su asesor, Mijaíl Podoliak al periódico Ukrainskaya Pravda.

Ambos se encuentran en habitaciones aisladas y continúan cumpliendo con sus funciones de forma remota, indicó Podoliak.

“Mantienen su agenda habitual, lo único es que están aislados y no hay nadie alrededor”, agregó.

Mendel confirmó más tarde el ingreso de Zelenski y de Yermak, pero precisó que la decisión se tomó más que nada por una cuestión logística.