Ante casos como el de la niña Fátima, asesinada en esta Capital, el Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que los feminicidios son producto del egoísmo y la «acumulación de riqueza en unas cuantas manos» que dejó la política neoliberal.

López Obrador lamentó el crimen de la niña de 7 años y confió en que las autoridades locales den con los responsables.

«Muy lamentable, muy lamentable que esto suceda y desde luego estamos haciendo todo lo que nos corresponde para evitar».

El Mandatario sostuvo que ante esta grave situación de violencia y de pérdida de valores debe haber un esfuerzo conjunto de ciudadanos, de iglesias, de todos los sectores y del propio Gobierno para tener una sociedad mejor.

«Sostengo que se cayó en una decadencia, fue un proceso de degradación progresivo, que tuvo que ver con el modelo neoliberal», sostuvo.