El medallista olímpico en clavados en Moscú 80, Carlos Girón, falleció este lunes debido a complicaciones por una neumonía que lo aquejó desde diciembre pasado cuando ingresó al Centro Médico de La Raza, en la Ciudad de México.

El clavadista, de 65 años de edad, estaba conectado a un respirador artificial en el nosocomio del IMSS, el cual le fue retirado el pasado miércoles tras la llegada de toda su familia. Girón sobrevivió estos últimos días sin la ayuda.

Su familia ya se ocupa de los trámites funerarios, a su vez que el Comité Olímpico Mexicano expresó sus condolencias en Twitter.

En los Juegos Olímpicos moscovitas, Girón peleaba el oro del trampolín de tres metros con el ruso Aleksandr Portnov. Al momento de tirar uno de sus clavados el público hizo mucho ruido y desconcentró al anfitrión teniendo una mala ejecución, misma que lo desplazaba del podio de primer lugar.

Pero los delegados rusos no iban a permitir que uno de los suyos fracasara en su casa y protestaron airadamente obligando a los jueces a permitirle repetir el salto y entonces lo realizó mejor obteniendo buenas puntuaciones que lo catapultaron al título olímpico para dejar al mexicano como subcampeón.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here