La economía mexicana se ha visto duramente afectada por el COVID-19 y es posible que se cumpla el pronóstico más pesimista de contracción del Producto Interno Bruto (PIB), advirtió Gabriela Siller, directora de Análisis Económico y Financiero de Banco BASE.

“Cuando inició la pandemia no sabíamos cómo iba a ser el impacto del COVID-19. Ahora ya sabemos que el número de muertos e infectados ha venido en ascenso, que la contingencia se ha alargado (incluso se habla de que se puede extender hasta abril del 2021), que en Estados Unidos no se espera una recuperación en forma de V, sino en U; y que en México no hay una política fiscal contracíclica”, comentó, en una declaración retomada por Investing MX.

Al inicio de la pandemia, Banco Base proyectó diferentes escenarios de caída del PIB, en donde el más pesimista era de una contracción del 10 por ciento.

“Todo apunta a que vamos hacia ese escenario”, destacó Siller. Su previsión de contracción del PIB es de 9.5 por ciento al cierre del 2020.

Proyecta que la recuperación de esta crisis irá a una velocidad más lenta de la esperada por diferentes factores.