En el operativo migratorio en Frontera Hidalgo, Chiapas, la Guardia Nacional detuvo a 800 migrantes centroamericanos que por la mañana del jueves entraron de manera irregular al País.

Otros 200 migrantes que, ante la presencia de las autoridades, se dispersaron en los alrededores de la región, ya son buscados por personal del Instituto Nacional de Migración (INM).

En un comunicado, el INM afirmó que los 800 migrantes fueron “rescatados” y conducidos a autobuses, aunque en realidad fueron interceptados, contenidos y encapsulados.

“El Instituto Nacional de Migración (INM) informa que, en apego a la Ley de Migración y con pleno respeto a los derechos humanos, fueron rescatadas 800 personas migrantes”, apuntó.

Los migrantes asegurados fueron trasladados en 20 autobuses a albergues migratorios donde, según el INM, son atendidos de manera personalizada y recibieron comida, productos de limpieza personal, así como colchonetas, cobijas y acceso a sanitarios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here