El mediocampista Giovani Dos Santos fue dado de alta luego de estar tres días en el hospital y de ser operado, luego de una fuerte entrada que sufrió en el Clásico Nacional por parte del defensa de Chivas, Antonio Briseño.

A las diez de la mañana llegó el papa del jugador, Zizinho, para preparar la salida de su hijo. Una hora después llegó el equipo médico del América para conocer el cuerpo médico que atendió Gio y si estaba listo para salir del hospital.

Dos Santos recibieron 25 y 30 puntos, el sábado en la noche luego del choque que tuvo con el defensa rojiblanco. Se espera que en unos días los doctores dictaminen en que momento podrá regresar a los entrenamientos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here