La actriz estadounidense Angelina Jolie, la enviada especial del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), visitó Yemen para “recordar al mundo el sufrimiento olvidado de millones de personas” en este país árabe, cuyo conflicto ha provocado la peor catástrofe humanitaria del planeta.

La agencia de la ONU anunció en Twitter que la actriz llegó el domingo a la ciudad meridional de Adén, la sede del Gobierno internacionalmente reconocido del presidente Abdo Rabu Mansur Hadi, exiliado en Riad desde que los rebeldes hutíes tomaron la capital, Saná, en 2014.

Jolie dijo a través de su cuenta de Instagram que la visita tiene como objetivo “conocer a familias desplazadas y refugiadas”, así como mostrar su apoyo a la gente del Yemen: “Haré lo mejor que pueda para comunicar desde el terreno a medida que pasen los días”, indicó la actriz.

“Mientras seguimos observando los horrores que se desarrollan en Ucrania y exigimos el fin inmediato del conflicto y el acceso humanitario, estoy aquí en Yemen para apoyar a las personas que también necesitan desesperadamente la paz”, dijo en sus redes sociales.

La aclamada actriz de Hollywood recordó que la situación en el Yemen “es una de las peores crisis humanitarias en el planeta, con un civil muerto o herido cada hora en 2022, con una economía devastada por la guerra y con más de 20 millones de yemeníes que dependen de asistencia humanitaria para sobrevivir”.