El presidente Andrés Manuel López Obrador desestimó que la visita del presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, durante los festejos por la Independencia de México ocasione una confrontación con el Gobierno de los Estados Unidos.

En la conferencia matutina de Palacio Nacional, López Obrador aseguró que “México es sinónimo de amistad“, razón por la cual no va a confrontarse con ningún Gobierno del mundo.

No hay ningún problema, quisiera nuestros adversarios los conservadores que nos peleáramos, pero se van a quedar con las ganas, no va a a ser así. Que no les gustó que se invitara al presidente de Cuba, pues no tienen razón, nosotros tenemos muy buena relación con el Gobierno de Cuba, como tenemos buena relación con el Gobierno de Estados Unidos”, argumentó.

El mandatario mexicano afirmó que se pidió durante el evento del 16 de septiembre el fin del embargo económico a Cuba como una acción consecuente y no nada más  cada que existe una Asamblea General de Naciones Unidas (ONU).

Nosotros somos consecuentes porque no se trata una vez de decirlo una vez, cumplir con el expediente y ya, se trata de que no se permita lo que consideramos es una injusticia, porque ningún pueblo tiene derecho a bloquear o someter a otro pueblo, ninguna nación puede someter a otro país. Eso fue lo que sucedió”, recalcó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here