Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, aseveró que su viaje a Estados Unidos para entrevistarse con el mandatario estadounidense Donald Trump “no es una cuestión política o electoral”, sino una visita de Estado.

López Obrador dijo que la fecha del viaje “está por definirse” y reiteró que tiene como principal objetivo conmemorar la puesta en marcha del nuevo tratado de libre comercio entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), que entrará en vigor el 1 de julio.

Detalló que solo espera que el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, responda a la invitación para la reunión, pero que si no es así, él ya tomó la decisión de viajar a Estados Unidos.

“Nada más estamos esperando a que responda el gobierno de Canadá, el primer ministro (Justin) Trudeau, para ver si podemos estar juntos los representantes de los tres Gobiernos. Si no es así, ya tomé la decisión de ir a Washington a entrevistarme con el presidente Trump”, indicó.

“No voy a cuestiones políticas electorales, es una visita de Estado, tiene que ver con el inicio del nuevo tratado, esto es de ayuda para México y por eso voy. La política siempre es como caminar en la cuerda floja y hay que correr riesgos, y hay que tomar decisiones”, dijo.