“El pasado domingo la encontraron muerta, Vania ya no pudo regresar, no podrá festejar el cumpleaños de su hija este fin de semana. Víctima de un salvaje acto de cobardía. Sí, debemos decirlo con todas sus letras: quien abusa y golpea a una mujer con toda esa saña hasta la muerte, que le arrebata lo más sagrado a una madre y a una hija, no puede ser llamado humano. El presunto responsable es -con todo el horror que conlleva- en realidad, es un monstruo. Este monstruo como muchos otros están en la calle como una amenaza constante para las mujeres y niñas”.

Por lo que hoy cada día, cada hora, cada instante se hace apremiante, como un acto de sororidad, de congruencia, responsabilidad, lucha y justicia para Vania, para su madre y para su hija, de nuestra niña que vuelva a soñar, la única forma -no de explicar- pero de ofrecer una disculpa, que como sociedad le debemos; y no sólo eso, Estado y sociedad estamos obligados a hacer todo lo posible por erradicar la violencia de género y para eso es indispensable extirpar de nuestra ciudad la estructura patriarcal, de nuestro sistema sociopolítico la maldita idea de la supremacía del hombre, de la heterosexualidad sobre otros géneros y otras preferencias sexuales, que son también la fuente de esta violencia  extrema.

“Intento llevar la voz de la madre y la hija de Vania” para que la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJ-CDMX) haga justicia”, aseveró la diputada Polimnia Romana.

Mediante un punto de acuerdo que presentó hoy ante el pleno del Congreso capitalino y el cual exhorta a la Fiscalía General de Justicia (FGJ) CDMX, investigue con perspectiva de género y un análisis interseccional para esclarecer el feminicidio de Vania y dar con los responsables y hacer justicia.

También solicita establecer las medidas de protección y providencia precautorias más efectivas que en derecho procedan para la protección de la madre e hija de Vania, así como el apoyo y/o canalización a centros para su asistencia psicológica y al Poder Judicial capitalino para que, una vez judicializado este caso, se juzgue analizando las normas, los hechos y las pruebas con una perspectiva de género.

Cabe recordar que el pasado sábado 26 de marzo de 2022, autoridades de la Ciudad de México hallaron el cuerpo de Vania, una joven de 21 años de edad, sin vida en su casa, luego de haber sido asesinada presuntamente por su esposo, quien ahora se encuentra prófugo de la justicia.

Ante estos hechos las autoridades capitalinas comenzaron su búsqueda y la FGJ-CDMX abrió una carpeta de investigación por el delito de feminicidio.

La legisladora Polimnia Romana aseveró que el feminicidio es también una pirámide de responsabilidades donde podemos encontrar al entrenador del feminicida: un padre violento o un padre ausente.

Subrayó que la pirámide está bien cimentada con aplaudidores y fanáticos que mandan mujeres desnudas por whatsapp, postean un chiste machista en Facebook o defienden a un violador.

“Esta cadena de crímenes y la pirámide de responsabilidades está firmemente sostenida por la ausencia de castigo. Solo uno de cada 100 feminicidas es condenado en México”, destacó.

Por ello, sostuvo que policías, jueces y gobierno se encargan de dar la estocada final a 11 mujeres cada día. La impunidad también es violencia y el Estado es el único responsable. “No es a veces sí y a veces no. La impunidad también es violencia y el Estado es el único responsable”, subrayó.

La diputada Polimnia Romana exhortó a la Fiscalía a fin de que se investigue este caso procurando la realización de estudios de peritajes de antropología social, de psicología que evidencien el entorno psico-social y socioeconómico que permitan hacer visibles las diferencias de contexto y de las prácticas victimizantes en el caso del feminicidio de Vania.

Asimismo, entre las medidas de protección a la madre e hija de Vania, pide de forma específica la vigilancia en el domicilio de la víctima u ofendido y protección policial, la prohibición a los probables responsables de acercarse o comunicarse con familiares de la víctima o acercarse al domicilio o al lugar donde se encuentren.

El pleno del Congreso CDMX guardo un minuto de silencio por el feminicidio de Vania y el punto de acuerdo fue aprobado de urgente y obvia resolución para que se comunique a las autoridades correspondientes.