• Sería con instalación gratuita de Pulmones Cinéticos
  • Estos aparatos purificaron a Mexicali en 14 meses
  • La oferta también es para todo el país: Víctor Celorio

Juan García Heredia

El inventor Víctor Celorio Garrido ofreció limpiar el aire de las ciudades contaminadas de México, mediante la instalación gratuita de Pulmones Cinéticos en azoteas, parques y otros sitios, a condición de que los gobiernos municipales y estatales paguen el mantenimiento de estos aparatos que es de 100 pesos al día por cada equipo.

De acuerdo con el ambientalista, el cielo de la Ciudad de México (CDMX) se lograría purificar en un lapso de dos a cinco años con la instalación de mil a mil 500 de esos artefactos, con los cuales el medio ambiente se mantendría libre de contaminación sin parar industrias ni afectar hábitos de las personas.

Dicha técnica ya fue aplicada en Mexicali, Baja California, donde la ciudad fue limpiada en 14 meses con 310 Pulmones, aseguró en conferencia de prensa, puntualizando que en 2019 esta capital había sido clasificada como la más contaminada de México y Latinoamérica; sin embargo, actualmente ni siquiera aparece en las listas.

Los Pulmones Cinéticos, aclaró, están diseñados para ser colocados en las azoteas de edificios, a la altura perfecta para aspirar los contaminantes; también pueden ser instalados en jardines y otros puntos. Son purificadores masivos de aire ambiental.

«Utilizamos la energía solar y la combinamos con energía cinética para retener las partículas y retirar los gases tóxicos», dijo al destacar que un pulmón solar purifica 50 mil metros cúbicos de aire al día.

Explicó que en Mexicali la organización Pulmón Urbano financió con aportaciones privadas la colocación de Pulmones Cinéticos en los techos de las universidades, iglesias, (escuelas) primarias e industrias.

En la conferencia efectuada a través de internet, Celorio Garrido insistió en su ofrecimiento a los gobiernos municipales y estatales del país para instalar gratuitamente Redes de Pulmones Cinéticos en las ciudades contaminadas, a cambio de que ellos paguen el mantenimiento de los equipos, que es de 100 pesos diarios por cada Pulmón.

Incluso, garantizó que, de no lograr limpiar el cielo, recogen sus aparatos y se van a su casa, sin que esto genere algún costo a los gobiernos.

Resaltó la importancia de eliminar las partículas y gases tóxicos que están envenenando a las personas, al grado de que «información de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) estima que 23 mil mexicanos mueren cada año por la contaminación».