México iniciará este jueves su camino hacia el Mundial de Qatar 2022 con un partido ante Jamaica en el Estadio Azteca, que tendrá las puertas cerradas a los aficionados como sanción por su expresiones homofóbicas.

Dirigido por el seleccionador Gerardo “Tata” Martino, los mexicanos salen como favoritos para clasificarse de manera directa a Catar en la eliminatoria de la Concacaf, pero su inicio será triste, en un estadio que suele ser escenario de fiesta y esta vez estará en silencio.

Desde hace años, la Federación Mexicana de Futbol (FMF) ha sido requerida y sancionada por un grito homofóbico que los hinchas lanzan desde las tribunas a los guardametas rivales. Aunque la institución llevó a cabo campañas de convencimiento para evitar la ofensa, no ha dado resultado.

Con la dificultad de no tener el apoyo de su gente, los mexicanos buscarán los tres primeros puntos ante un rival que llega con la ausencia de 11 jugadores de la Liga Premier Inglesa, que no fueron prestados por sus equipos, entre ellos los delanteros Michail Antonio, del West Ham, y León Bailey.

México tampoco tendrá a algunos de sus referentes del ataque como Raúl Jiménez, del Wolverhampton inglés, e Hirving Lozano, del Napoli de Italia y también tendrá ausente en el medio campo a Héctor Herrera, del Atlético de Madrid.