Ilegales ganan de 10 a 15 dólares por hora en Estados Unidos

0
13

Juan García Heredia

Mientras en México la política económica mantiene a millones de personas en la pobreza, en Estados Unidos los connacionales ganan en sus empleos entre 10 y 15 dólares la hora, incluyendo a los ilegales, según datos contenidos en un estudio del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).

El organismo reveló que ningún programa de apoyo social (como los impulsados por el actual gobierno federal) tendrá la capacidad de generar un ingreso económico similar.

De acuerdo con el director general del IDIC, José Luis de la Cruz Gallegos, durante los últimos 50 años, el aumento de la migración y las remesas muestran que México ha implementado diversos modelos de política económica y que ninguno ha logrado construir una Sociedad de Bienestar.

“La razón es muy simple: todos los modelos de política económica mexicana fallaron en alcanzar uno de los objetivos básicos que todas (las) naciones desarrolladas han considerado estratégico: Elevar el nivel de crecimiento económico al mismo tiempo que crea empleo formal para distribuir equitativamente la riqueza”, señala el experto en un análisis.

Indica que “ante los 33.7 mil millones de dólares que, a través de las remesas, arribaron a México en 2018; y los 20.5 mil millones que llegaron durante los primeros siete meses del 2019 (un incremento de 7.4%respecto a lo registrado en el mismo periodo del año pasado) se deben hacer las siguientes consideraciones: “La creciente entrada de remesas muestra la elevada y creciente dependencia de México, particularmente respecto a Estados Unidos.

“La magnitud de las remesas hace patente el fragilidad y fallas del modelo económico aplicado durante los últimos 50 años”, se destaca.

En el documento “Remesas: el amargo rostro de la dependencia social y económica de México”, José Luis de la Cruz explica que las remesas son causadas por el crecimiento económico mediocre exhibido durante décadas.

En base al especialista, las remesas muestran el tamaño de la deuda histórica que el Estado mexicano tiene con la sociedad mexicana, a saber: millones de personas no encontraron la respuesta a su pobreza y precariedad socioeconómica en el país.

Asimismo, el Estado y su política económica no tuvo la capacidad para generar crecimiento y empleo formal digno. “La solución al problema se encontró en la migración: al margen de la política económica del Estado mexicano”, puntualiza.

Las remesas -destaca el reporte-, representan la fractura del tejido social nacional: familias que se fragmentan para encontrar empleo y remuneraciones que no existen en el país.

“En Estados Unidos, los mexicanos, aun los ilegales, tienen una ocupación laboral que les permite recibir entre 10 y 15 dólares la hora: La señal es clara, ningún programa de apoyo social tendrá la capacidad de generar un ingreso económico similar”, se resalta en el citado estudio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here