La Iglesia evangélica, la Casa del Migrante Sacalabrinianos y autoridades locales habilitaron un albergue para atender a los migrantes de la Caravana 2020 que ayer fueron contenidos cuando intentaron cruzar a México.

En un descampado fueron habilitadas carpas, baños móviles y una clínica móvil de salud, luego que no se permitió a los extranjeros permanecer en el Parque Central, como sí les fue permitido a caravanas previas.

En el campamento se les da agua, alimentos y atención médica.

Los migrantes, en su mayoría de Honduras, descansan mientras esperan a más connacionales antes de hacer un nuevo intento de seguir hacia el norte, algo que podría ocurrir mañana lunes, según dijeron.

Se estima que unos mil 500 centroamericanos están apostados en esta frontera.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here