Manifestantes bloquean este viernes algunas calles de La Paz para exgir una auditoría de los resultados de una elección que otorgó un cuarto mandato consecutivo al Presidente Evo Morales, sin necesidad de una segunda vuelta, y que la Oposición considera un fraude.

En tanto, la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, expresó su preocupación por los informes de uso excesivo de la fuerza y violencia, tras las protestas por las elecciones.

Según la portavoz de la Oficina, Ravina Shamdasani, la Policía repelió a los manifestantes no sólo con violencia, sino que utilizó gases lacrimógenos contra ellos.

Las protestas comenzaron desde el domingo, cuando se suspendió un recuento oficial de votos por casi 24 horas, mientras Morales, de 59 años, aseguraba que su Movimiento al Socialismo (MAS) obtendría un triunfo en primera vuelta, pese a que los datos iniciales apuntaban a que se necesitaría un balotaje en diciembre.

Fuente: Reforma

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here