• Calificó al Congreso de la Ciudad de México como una “opereta”, que no toma en serio su papel en el tema educativo

El diputado Jorge Gaviño Ambriz acusó a las autoridades educativas del país de tomar decisiones erráticas en el tema de la enseñanza, pues han debilitado a las instituciones e intentan incluir propaganda ideológica en el diseño de los materiales para formar a los alumnos.

“Reeditan discusiones políticas combatiendo la escuela y convirtiéndola en una arena de supuestos conservadores y liberales”, destacó el legislador.

Acusó a las autoridades de castigar programas educativos, “principalmente, los que apoyaban a los más pobres: las escuelas comunitarias, la educación indígena, la educación especial, se abandonaron programas dirigidos a mejorar la preparación de docentes, se acabaron las escuelas de tiempo completo, atención a la diversidad de la población indígena, se acabó el Programa Nacional de Convivencia Escolar, se acabó con la evaluación magisterial”.

Agregó que  se terminaron con los apoyos a guarderías a nivel nacional, “se establecieron becas universales para alumnos de educación media pero no hay impacto sobre la permanencia en el aprendizaje, no obstante las becas en 3 años ha disminuido la matrícula de bachillerato, el presupuesto para las escuelas normales se redujo de 783 millones en 2018 a 170 millones de pesos en 2019, se disminuyó un 50% al programa de la SEP sin sustento alguno”. Señaló que el Congreso de la ciudad no toma en serio su trascendencia papel en el tema educativo, “su actuar es de opereta. Es tan timorato que pondré un solo ejemplo: hace varias legislaturas se decidió sin debate poner el nombre de un educador, sin debate, con letras de oro, y luego, sin debate, se decidió tapar las letras de oro de ese educador, por temor al debate”.