El Gobierno de México obtuvo un préstamo de mil millones de dólares por parte del Banco Mundial para afrontar la crisis económica y social por el COVID-19.

En el contexto de la pandemia, el sistema financiero mexicano enfrenta el desafío de mantener flujos de financiación adecuados a la luz de la desaceleración económica y la volatilidad derivado de la incertidumbre de los efectos de la pandemia”, escribió el subsecretario de Hacienda, Gabriel Yorio, al presidente del Banco Mundial, David Malpass.

Los recursos se destinarán a nueve acciones prioritarias, siendo la primera apoyar la liquidez del sector financiero y ampliar los servicios financieros para jóvenes y sectores generalmente fuera del sistema bancario.

Se consideran además los apoyos a empresas para proteger los empleos y programas para aumentar los ingresos de los hogares.

El documento Financiamiento de Políticas de Desarrollo fue firmado por el Banco Mundial el 21 de mayo y por autoridades de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público el 27 de mayo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here